19 de febrero de 2012

La señorita Else

La señorita Else es una adaptación de la novela de Arthur Schnitzer, del mismo título. La historia cuenta con un fuerte sentido psocológico donde el monólogo interior y las ensoñaciones de la protagonista son igualmente importantes.
El cómic trata de cómo la señorita Else, una joven de 19 años, se ve obligada a pedir ayuda económica a un viejo amigo de la familia para evitar que su padre vaya a la cárcel. Pero todo tiene un precio y el viejo demanda ver la belleza de la señorita Else en todo su esplendor, es decir, quiere contemplar su desnudez durante un cuarto de hora. A partir de aquí, Else deberá sopesar si está dispuesta a desnudarse para salvar a su padre, en un ambiente donde el aislamiento y la manipulación son algo habitual. Es preciso mencionar el contexto donde se encuentra la señorita Else, ya que se encuentra disfrutando de una plácidas vacaciones de verano en un hotel donde se concentra toda la burguesía y aristocracia de Viena en los años 20.
Respecto al creador de la novela, Arthur Schnitzer (1862- 1931), fue un narrador y dramaturgo austriaco, cuya verdadera profesión era la de médico. Los temas centrales de sus obras son el erostismo, la muerte y la psicología. Fue uno de los primeros alemanes en hacer práctica la técnica del diálogo interior (James Joyce también fue un precursor en esta técnica). Esta técnica se puede apreciar claramente en El teniente Gusti (1900) y la ya mencionada Señorita Else (1924). Dados sus temas predominantes, no es de extrañar que fuera un personaje admirado por Sigmund Freud, quien lo conoció personalmente.
Y centrándonos más en el cómic, su autor es Manuele Fior (ganador del Premio de Angouleme en 2011 por Cinco mil kilómetros por segundo), el cual hace un espléndido trabajo con los colores y acuarelas. Los dibujos transmiten perfectamente la podredumbre interior de una sociedad dominda por las apariencias. Sus dibujos recuerdan a pintores de la tallaEduard Munch o Egon Schiele (ambos son de mis pintores favoritos).
Por tanto, recomiendo tanto la lectura del cómic como la del libro, ya que nos crea una gran empatía con la protagonista y nos sorprende con un inesperado final.

"Nací para llevar una vida despreocupada"

5 comentarios:

  1. tá buenísimo tu blog, ganas de leer varias cositas.. empezando por ver cómo conseguir el de éste último post

    qué bueno
    saludos
    querés ver mi dibujitos? vos hacés?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! me alegro que te guste el blog, espero verte por aquí más amenudo. El cómic seguro que lo encuentras en cualquier tienda especializada en cómics.
      pd: el blog está abierto para los aportes de los lectores
      Saludos

      Eliminar
  2. y no me dice: "jo, gracias por recordarme lo del camión, que dejé el papel en tu casa".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Que sí hombre! jejeje que te hago caso, señor del piropo del año!!

      Eliminar

¡Dale vidilla al asunto!